que-cepillo-electrico-es-mejor-clinica-dental-alcobendas

Ya tratamos en un post anterior la diferencias existentes entre los cepillos eléctricos y los manuales de toda la vida. En esta ocasión vamos a centrarnos en los primeros y ello porque hoy en día tenemos una variedad inmensa de formas, marcas, colores y sistemas de limpieza en los cepillos eléctricos que, sumada a la tremenda cantidad y variedad de pastas de dientes disponibles, hace razonable que el ¿qué cepillo eléctrico me compro? sea una duda que se nos plantee con frecuencia.

 Para dar respuesta vamos a seguir, como normalmente hacemos en este blog, un estudio clínico que intenta arrojar luz sobre el asunto.

 Los investigadores compararon un cepillo oscilante-rotante (OR) de Oral-B (el normal de toda la vida) y un nuevo cepillo sónico de Colgate con cabezal “Triple Clean”. El sistema para llevar a cabo el estudio lo puedes consultar aquí.

De un total de 131 sujetos, 65 probaron el sistema OR y 66 el “sónico”. Ambos cepillos redujeron significativamente la placa dental en las cuatro semanas que duró el estudio. Sin embargo, el OR demostró ser más eficaz, llegando a ser la reducción de la placa más de cinco veces mayor. 

Según este estudio, una tecnología se impone claramente sobre otra, lo cual debería de considerarse por los profesionales a la hora de recomendar un cepillo eléctrico con una u otra.

Los participantes en el estudio fueron todos de más de 18 años fueron instruidos en cómo utilizar adecuadamente sus cepillos. Se excluyeron aquellos con caries activas, restauraciones dentales importantes, dentaduras postizas o piorreas.

 En cualquier caso, ya sea OR o sónico, eléctrico o manual, lo importante es que nos cepillemos los dientes, idealmente dos veces al día y al menos durante dos minutos. Lo más importante en una higiene bucal adecuada es la constancia y disciplina para llevarla a cabo y eso, de momento, no hay ninguna tecnología que la sustituya ;-)

 Por otra parte, los más recomendados dentro de la categoría de cepillos eléctricos suelen ser de cabezal pequeño, por su mayor facilidad para llegar a sitios complicados de la boca y cerdas de dureza media. No obstante, también en la elección de los cabezales podemos tener otra “comedura de cabeza” (nunca mejor dicho ;) )

 Y es que no sólo tenemos que tener en cuenta la técnica utilizada, sino también para qué queremos utilizar el cepillo. ¿Queremos pulir el diente o eliminar más placa?, ¿queremos blanquearlo o limpiarlo en profundidad? hay diversos tipos de cabezales dependiendo de los fines que más nos interesen.

 Nuestro consejo es que sea tu dentista de confianza el que te asesore sobre tu caso concreto, ya que lo que tu crees que puede venirte bien, puede que en realidad no te vaya tanto y sea preferible otro tipo de aparato o cabezal.

En Avodent estamos a tu entera disposición para ofrecerte toda la información que necesites sobre tu higiene y la de toda tu familia. Te esperamos en nuestro centro en Alcobendas. No dudes en concertar una cita.

Si te pareció interesante el artículo, déjanos tu valoración:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)

1 COMENTARIO

Trackbacks